Saint-PetersburgNevadas ligeras-2°C
$ЦБ:75,59ЦБ:84,95OPEC:81,31

Principales fenómenos naturales que afectan la actividad minera

добыча
© www.simim.org

América Latina es un continente caracterizado por la ocurrencia de desastres naturales, como movimientos sísmicos, en la forma de temblores o terremotos; sobre todo en el área conocida como el Cinturón de Fuego del Pacífico (Perú, Chile, Ecuador y Colombia) Además, las temporadas de lluvias en la mayoría de los países genera inundaciones y el consiguiente desborde de los ríos, lo que termina incrementando el riesgo de posibles desprendimientos de rocas de las quebradas y valles cercanos, lo que origina corrientes de piedra, barro y lodo, conocidas en nuestro territorio, como Huaycos, los cuales terminan arrasando las viviendas y operaciones mineras que se encuentran próximas, generando cuantiosas pérdidas económicas para las compañías (por el tiempo de paralización); y en el peor de los casos, bajas humanas que lamentar.

Para los especialistas de la Sociedad Internacional de Minería y Metalurgia del Perú (SIMIM), es importante que las empresas mineras aprendan de los casos de desastres naturales que se han presentado en la zona, para que tomen las precauciones necesarias. Es por ello que en SIMIM, dentro del amplio programa académico que maneja, se ha visto por conveniente desarrollar el Diplomado Internacional Seguridad, Salud Ocupacional y Medio Ambiente en Minería. Programa que está diseñado para que los futuros profesionales sepan cómo actuar ante una situación extrema, como son los fenómenos de la naturaleza. Esto gracias a la formación teórico-práctica en el dominio de las técnicas y métodos de seguridad, salud, la cual ayudará a mejorar la respuesta ante situaciones imprevistas, así como a minimizar los impactos ambientales negativos en las operaciones extractivas.

A lo largo de los años se han presentado situaciones que lamentar, producto de la inclemencia de la naturaleza. Entre algunos ejemplos, podemos mencionar lo ocurrido en noviembre del 2015, en Brasil, donde tuvo lugar uno de los peores desastres ambientales mineros de la historia reciente, como consecuencia de la ruptura de un dique de la minera Samarco (BHP Billiton-Vale), como consecuencia de la temporada de lluvias torrenciales. El depósito, contenía 62 millones de metros cúbicos de residuos de arsénico, cadmio, plomo, mercurio, etc. El hecho ocurrió en el municipio de Mariana en Minas Gerais y el saldo fue de 19 personas fallecidas y millares de afectados, el suministro de agua potable para 250 mil personas fue cortado por la cantidad de barro y la presencia de metales.

Este tipo de situaciones no son exclusivas del territorio brasileño, ya que en nuestro Perú Durante los meses de verano (enero-marzo) , sobre todo en la parte norte, se ve azotado por una temporada de lluvias e inundaciones llamada popularmente como el “Fenómeno del Niño”, la cual se caracteriza por ocasionar normalmente deslizamientos y huaycos, que afectan a las comunidades que viven en las quebradas, cauces de ríos y zonas de riesgo, así como terminan poniendo en riesgo la vida de los trabajadores que se desempeñan en las operaciones mineras localizadas en la zona.

En el 2019, el deslizamiento de un huayco sobre la mina Chinchilico, ubicada en el sector La Purísima, en el distrito de Acarí, provincia arequipeña de Caravelí, tuvo atrapados desde la tarde del lunes 18 de febrero a siete mineros que realizaban extracción de mineral en un socavón artesanal. Ese mismo año, en la región Puno, un huayco sepultó el campamento minero K’orimayo en el sector el Carmen de la comunidad de Opina del distrito de Ituata, en la provincia de Carabaya. Como resultado de esto, siete personas fallecieron y, después de una ardua búsqueda, sus cuerpos fueron hallados. Se debe indicar que en la zona hay unos 15 campamentos mineros informales, cuyas viviendas son de madera o carpas. Los cuerpos fueron encontrados por los mineros de la zona, en medio de las fuertes lluvias y la densa neblina.

Estos ejemplos presentados revelan la importancia que tiene el que las empresas mineras desarrollen acciones de prevención y capacitación en respuesta ante desastres naturales, con el objetivo de optimizar la seguridad en las condiciones de trabajo de sus empleados. Asimismo, resulta importante que las autoridades trabajen de manera más estrecha en las acciones. Finalmente, también demuestran lo valioso que resulta la capacitación de los profesionales en temas de seguridad y salud ocupacional; especialización que es brindada en el Diplomado Internacional de Seguridad, Salud Ocupacional y Medio Ambiente en Minería, que ofrece SIMIM.

Fuente: Sociedad Internacional de Minería y Metalurgia del Perú (SIMIM)

https://www.simim.org/