Saint-PetersburgDespejado+18°C
$ЦБ:74,16ЦБ:90,00OPEC:67,10

¿Estás seguro de que tus joyas no son radiactivas?

чароит украшение ювелирное
© Форпост Северо-Запад

Hasta mediados del siglo XX, la humanidad desconocía la existencia de esta piedra. Durante casi veinte años no pudieron darle un nombre, y los científicos estadounidenses y rusos lucharon por el derecho a ser considerados sus descubridores. Solo hay un depósito de este mineral en la Tierra, y todo coleccionista que se precie sueña con obtener al menos una pequeña muestra de una piedra única en su colección, sin siquiera sospechar lo peligrosa que puede ser para la vida.

“Piedra lila”, “Milagro de Siberia” es el sobrenombre de una de las gemas más raras del mundo, la charoita. Solo se puede encontrar en la remota region de la taiga del norte, cerca del río Chary del mismo nombre. Fue en sus aguas, según las leyendas de Yakut, donde la naturaleza se apiadó del sufrimiento de una hermosa doncella y la convirtio en una piedra maravillosa, jugando al sol con todos los tonos de púrpura.

La Charoita se descubrió dos veces con un intervalo de once años. Al principio, el hallazgo se confundió con un mineral existente. Más tarde resultó que no había análogos en el planeta. Ha sobrevivido una historia, según la cual uno de los geólogos pidió al personal del Louvre que identificara una muestra de una piedra de color lila traída con él desde Irkutsk. En ese momento, el Museo de fama mundial afirmó que en sus colecciones se recogen todos los minerales conocidos por la ciencia. Después de examinar el hallazgo, los científicos franceses se vieron obligados a admitir que no se habían encontrado con un mineral de este tipo antes. Incluso se ofrecieron a comprarlo por cualquier dinero, pero la peticion les fue negada.

Mucho antes del reconocimiento oficial de la gema, se hizo extremadamente popular en todo el mundo. Entonces los geólogos soviéticos pensaron en crear una habitación de charoita. Para que el estado asignara dinero para tal proyecto, tenía que ser apoyado por algún gran museo. Desafortunadamente, ni al Hermitage, ni al Museo Ruso les gustó la idea. Hay una versión de que en Irkutsk, la idea fue implementada por la oficina del alcalde local y todavía está en la colección de un coleccionista privado.

Чароитовая ваза
© Форпост Северо-Запад / Горный музей

Las propiedades curativas de un mineral están directamente relacionadas con su apariencia. Los científicos han demostrado que el púrpura tiene un efecto beneficioso sobre el sistema nervioso humano. Por lo tanto, si miras la charoita durante mucho tiempo, puedes calmarte y relajarte. Los litoterapeutas recomiendan usar una piedra como talismán para fortalecer la inmunidad, especialmente para aquellos que trabajan constantemente en una computadora. Los antiguos mongoles agregaban el mineral al té durante su preparación, creyendo que tal decocción uniría a las personas, la familia y la comunidad, y las protegería de los pensamientos negativos y el mal.

El precio de la charoita sigue subiendo cada año. Esto se debe a varios factores. Entonces, el mineral no solo tiene un color inusual para una gema, el púrpura, sino que también tiene un patrón extraño que es muy difícil de imitar. Por lo tanto, todas las falsificaciones de charoita son de mala calidad y fáciles de identificar. Además, es imposible mejorar artificialmente las propiedades externas de la piedra, porque no se presta a las manchas. El interés por el mineral también se ve alimentado por el hecho de que existe un límite legislativo sobre la producción anual de esta piedra. De hecho, según las estadísticas, un habitante de la Tierra representa no más de 0,0016 gramos de charoita de los depósitos explorados.

чароит
© Форпост Северо-Запад / Горный музей

Los artículos grandes como jarrones y relojes de mesa pueden costar más de diez mil dólares. El mineral se ha convertido en un visitante frecuente de exposiciones y subastas, y las estrellas de Hollywood prefieren cada vez más las joyas con esta piedra en particular.

A pesar de que la charoita es un material ornamental y de joyería favorito, debe tratarse con precaución. Entre sus variedades, también hay muestras radiactivas. Tal piedra se puede distinguir por pequeñas manchas amarillas de varios milímetros de tamaño. Es una sustancia que contiene el elemento radiactivo torio. Por lo tanto, existe una regla estricta entre los mineros: tomar solo muestras de color púrpura.